El colutorio un buen aliado de nuestra higiene bucal

En primer lugar vamos a aclarar qué es el colutorio y cómo se utiliza. En Clínica Dental Ipsum solo recomendamos el colutorio cuando exista patología previa en adultos, en niños si que lo recomendamos como refuerzo de flúor. No obstante  siempre debe de ser complementario al cepillado y al hilo dental.  Además, debemos de elegir la fórmula que se adapta a nuestra salud bucodental.  El uso del enjuague se justifica a partir de una gran realidad y es, que el cepillado no siempre elimina el residuo de los dientes. Por eso incluso después de cepillarnos siempre suelen quedar restos de alimentos en nuestra boca con el peligro de que nos aparezcan bacterias. Allí dónde el cepillado y el hilo dental no llegan, el colutorio refuerza la salud de nuestra boca.

La clorhexidina es la sustancia clave de todo colutorio. La mayoría de los enjuagues bucales implementan la clorhexidina en sus fórmulas. Esta sustancia es vital para la eliminación de la placa dental que se nos acumula en la boca. Previene la gingivitis que aparece fácilmente en la misma. Otro de los componentes esenciales en el colutorio son los fluoruros, fundamentales para combatir las caries. De hecho, este elemento también está presente en las pastas de dientes convencionales. El peróxido de oxígeno y el zinc están dentro de las fórmulas.

Cada persona debe elegir un colutorio ideal para su salud bucodental. Las personas con sensibilidad dental deben tener especial cuidado con la elección del colutorio. Algunas fórmulas estandarizadas, no son aptas para todo tipo de bocas, eso sí, es necesario analizar a cada paciente y sus condiciones. En caso de los niños, es recomendable que utilicen fórmulas ideales para ellos,  no aquellas desarrolladas para adultos. En cualquier farmacia o supermercado de Cartagena puede encontrar fórmulas preparadas para niños.

Cuando hablamos a nuestros pacientes de la importancia del uso del colutorio dental, debemos saber que es importante para una sonrisa sana por los siguientes motivos:

-Prevención oral. Al ser una solución alcanza rincones que no se llega con el cepillado y puede eliminar de una manera más profunda la placa bacteriana. Eliminar las bacterias es vital para prevenir la formación del sarro y evitar enfermedades periodontales.

-Aliento fresco. El enjuague bucal diario permite eliminar los restos de bacterias que provocan el mal aliento. Los colutorios antibacterianos mantienen un aliento fresco en la boca a la vez que elimina constantemente los restos de las bacterias. Además, el enjuague diario ayuda a que nuestros dientes sean más frescos, al eliminar las bacterias que provocan desgaste y pérdida de color.

-Fortalece las encías. En la actualidad muchos de los colutorios contienen flúor que es un mineral clave en la prevención oral, ya que protege el esmalte de la erosión dental, así nuestra boca quedará más protegida ante ácidos y bacterias.

En muchas ocasiones nuestros pacientes nos preguntan por pautas, que deban de tener en cuenta para el buen uso de un enjuague bucal, nosotros siempre le recomendamos un lavado después de cada cepillado. Si tiene cualquier duda con respecto a su salud bucodental, le esperamos en Clínica Dental Ipsum, en  Calle Príncipe de Asturias de Cartagena, dónde nuestros doctores le ayudarán a sacar su mejor sonrisa.

Ir arriba